¿Qué es un test A/B?

El Test A/B consiste en desarrollar y lanzar dos versiones de una misma web o elemento dentro de una página para medir y ver cuál funciona mejor en términos de conversión, venta o engagement con los usuarios.

Cuando hacemos tests A/B, se crean dos grupos aleatorios de usuarios que visitan nuestra web. Al grupo A se le muestra la versión original y al grupo B la versión modificada, que es el experimento que queremos realizar.

Los experimentos que realizamos buscan generar versiones de la web, o del elemento que estamos probando, que genere un aumento significativo entre alguna de nuestras métricas: más ventas, leads o micro conversiones.

Los test A/B se mantienen en funcionamiento hasta que hemos logrado una conclusión basada en datos de qué versión del experimento funciona mejor: la versión (A) original o la modificada (B).

Esta conclusión basada en datos se llama significancia estadística y se determina en función de la diferencia en conversiones entre ambas variantes y el tamaño de la muestra de usuarios que han interactuado con ellas.

Gracias a los testa A/B, podemos observar tendencias relevantes en el comportamiento de tus usuarios que te ayudarán a detectar mejoras de forma más eficiente que, por ejemplo, mediante una investigación de mercado.