Qué es el onboarding

El onboarding es el proceso de presentar nuestro producto y formar a cada nuevo usuario en el uso del mismo. El objetivo del onboarding es llevar al usuario desde el nulo conocimiento hasta el conocimiento mínimo suficiente para que este pueda hacer uso de nuestro producto de forma autónoma y, sobre todo, que utilice, o al menos conozca, la funcionalidad principal de nuestro producto. 

Nuestros objetivos en este momento serían “educar, demostrar y vender”.

Cómo mejorar tu onboarding

La metodología para crear un onboarding perfecto es tan sencillo como planificar un sendero desde la salida hasta el destino: 

1. Planifica una ruta que cualquiera pueda entender. 
– Crea un único flujo de acciones sobre la interfaz de tu app o web que el usuario tenga que seguir hasta el final.

2. Enséñale a caminar y luego a correr.
– Resalta claramente lo que tiene que hacer.
– Ayúdale a “dar el primer paso” que utilice tu función principal.
– Un único CTA por paso, solo un botón para seguir adelante.

3. Debes ser persistente con lo importante.
– Pide de forma persistente todo lo que sea crítico para tu negocio, tu recurrencia, activación o monetización. Insiste con elegancia. 

4. Debes ser persuasivo:
– Estamos aquí para vender. No vendas. Haz que te compren.
– Que cada acción del usuario le acerque al pago.
– Incluye prueba social, demuéstrales que otros te usan y están contentos.

5. Evita los atajos, el riesgo y el ruido:
– Si no es absolutamente necesario, elimínalo.
– Si se pueden perder usuarios por este paso, elimínalo.
– Utiliza lenguaje extremadamente sencillo.

6. Y cuando lleguen al destino:
Wow effect, ahá moment y todo lo que puedas hacer para generar emociones.