¿Cómo hacer un buen benchmarking?

4 min de lectura Artículos
como-hacer-un-buen-benchmarking

Como no queremos empezar la casa por el tejado, lo primero que queremos contarte en este post es qué es un benchmarking.

Se trata de un proceso continuo por el cual se toman como referencia los productos, servicios y/o procesos de trabajo de tus competidores, para compararlos con los de tu propia empresa y, posteriormente, realizar mejoras e implementarlas.

Como habrás podido deducir, es un trabajo que implica análisis, comparación y filtrado para mejorar, a posteriori, tu propia propuesta de valor. No se trata simplemente de “copiar”, sino de adaptar las propuestas y mejores prácticas para amoldarlas a nuestro propio negocio. ¡Copiar no escala, amigos!

Planificación

Habiendo entendido cuál es la esencia de un benchmarking, podemos empezar. El objetivo de esta primera etapa es planificar la investigación que vas a realizar. Para esto, vas a necesitar responderte las siguientes preguntas:

¿Qué quiero medir? 

Ten muy presente el refrán “quien mucho abarca poco aprieta”. Probablemente no puedas analizar TODOS los aspectos de tu competencia a la primera. Por eso, toda investigación tiene que tener un porqué específico, y debe estar relacionada con un área de tu empresa que quieres mejorar.

Ejemplo: quiero medir cómo se comunica la competencia con mis clientes y potenciales clientes.

¿A quién voy a medir? 

Para responder a esta segunda pregunta tendrás que listar tus competidores directos e indirectos.

Un competidor directo es aquel que resuelve la misma necesidad que tú de la misma manera (ejemplo: los dos vendemos comida). En cambio, un competidor indirecto es aquel que resuelve la misma necesidad, pero con un bien o servicio distinto (ejemplo: los dos resolvemos la necesidad de entretenimiento, pero yo con una plataforma de streaming y el otro con un sitio de juegos online). 

Una vez hayamos completado nuestro listado, y sobre todo si es muy amplio, es importante seleccionar los 3-5 que tengamos identificados como mejor posicionados, que mejor venden, o que mejor trabajan ese aspecto que queremos benchmarkear.

¿Cómo voy a medirlo? 

Para llevar a cabo el proyecto definiremos un equipo de trabajo y asignaremos diferentes responsabilidades. También tendrás que decidir si el análisis será pasivo (observando e identificando) o activo (recorriendo la experiencia de la competencia desde la óptica de un consumidor real).

El objetivo de esta tarea es hacerte estas mismas preguntas e identificar sus respuestas antes de pasar al siguiente paso. Recuerda: no hay ninguna prisa, queremos hacerlo bien, no rápido 😉

Twitter LinkedIn

Datos

En este paso básicamente recopilarás datos de tus competidores relacionados con los aspectos que planificaste anteriormente. Si has hecho las cosas bien, ¡ningún problema!

Por ejemplo, si tu análisis abarca enfoques de comunicación de los competidores, busca datos acerca de los canales que utiliza (redes, canales directos de comunicación), nivel de audiencia que posee en cada canal (seguidores, interacciones), tono de las comunicaciones (formal, informal) y diseños de contenido (temáticas que abarca, formatos, porcentaje orgánico vs pago).

Pero tranquil@, no estás solo en este paso. Hay herramientas que nos ayudan a obtener datos de nuestros competidores. Simplemente introduciendo la URL de la empresa, tienes información acerca de la cantidad de visitas que recibe, fuentes de tráfico, keywords, etc.

Te dejo 2 que a mí me funcionaron muy bien:

En resumen:

  1. Probar las herramientas con las URL de tu competencia. De toda la información que te faciliten, quédate solamente con la “valiosa”, la referida a los aspectos que te interesa analizar-mejorar.
  1. También visita sus redes, su eCommerce en caso de tenerlo, experimenta su UX tratando de ponerte en la piel de uno de sus consumidores. Incluso realízales una compra y mapea el proceso hasta recibir su producto-servicio.

Análisis

Una vez hayas recopilado la información necesaria, este paso consiste en analizar los elementos que diferencian a los competidores estudiados de tu negocio, para poder identificar las oportunidades de mejora.

Cuando hayas terminado de hacer una lista con las diferencias, es el momento de proponer las mejoras que vas a llevar a cabo a partir de lo que observaste. 

Consejo: intenta seleccionar únicamente aquellas mejoras que, por tamaño, recursos e infraestructura, sean viables de llevar a cabo por ti y tu empresa.

Acción

El siguiente paso después de analizar la información y de haber seleccionado los aspectos de referencia en las empresas seleccionadas, es adaptarlos a tu empresa, pero siempre implementando mejoras.

Dicho de otra manera, después de analizar la información y de lograr identificar los mejores aspectos de las empresas que hayas seleccionado, los tomarás como puntos de referencia para adaptarlos a tu negocio, pero siempre añadiéndole alguna mejora o alguna ventaja que le aporte valor a nuestros clientes. Como te dije al principio, no se trata de “copiar y pegar” sino de potenciarte para crear algo mejor.

Y aunque parezca el final, esto solo es el comienzo. El éxito de un negocio requiere mantenerlo actualizado de forma constante, por lo que, probablemente, este benchmarking sea el primero de muchos que hagas o, al menos, te recomiendo que así sea.

Twitter LinkedIn

Te invito a poner en práctica todo lo expuesto en este post para que puedas llevar a cabo un buen benchmarking e implementar mejoras en tu estrategia.

¡Gracias por leerme! 🙂

Escrito por

Camila L'Oro

Camila L'Oro

Puede que te interese

5-estrategias-para-aumentar-la-retencion-de-tus-usuarios

5 estrategias para aumentar la retención de tus usuarios

Post /Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Post /Relacionados
3-pasos-para-duplicar-tu-ltv

3 pasos para duplicar tu Lifetime Value (LTV)

Diseño UX para onboarding exitoso

5 estrategias UX para un onboarding exitoso

7-razones-por-las-que-tienes-que-centrarte-en-el-growth-de-tu-compania

7 razones por las que tienes que centrarte en el Growth de tu compañía